fbpx

Uno de los grandes retos al que nos enfrentamos como empresarios es el de lograr un equipo de trabajo que permita contar con el recurso humano necesario para lograr que nuestra empresa preste sus servicios de manera eficiente.

Ya en mis artículos anteriores, he hecho mención al hecho de que los empresarios debemos ser conocedores de todo mas no expertos en nada, lo que nos conduce a contratar a los expertos en los que podamos apoyarnos para poder llevar adelante nuestro negocio.

Cuando se habla de contratación de personal, automáticamente se nos viene a la mente una estructura organizativa con muchos cargos y muchos actores y con ello tendemos a pensar en los costos asociados. Sin embargo, el contratar expertos no implica en ningún momento el tener que asumir enormes pasivos laborales y cargas de personal interna, de hecho, una tendencia muy común desde hace años es la de subcontratar al recurso requerido, bien a título personal o a través de empresas. Esto es lo que en algunos países llaman “outsorcing” o “tercerización”.

¿Qué es la subcontratación?

La subcontratación es un proceso empresarial mediante el que una empresa transfiere la responsabilidad de algunas de sus tareas a un externo, sea otra empresa o una especializada en esa tarea.

La empresa o persona subcontratada es aquella que mediante un acuerdo con otra empresa cliente lleva a cabo la realización de determinadas actividades y servicios. Esta relación comercial requiere de una vinculación de ambas partes a través de un contrato.

La tendencia de la subcontratación de servicios, conocida en ingles como BPO (Business process outsourcing), comenzó a tomar un rol protagónico a partir de finales de los años 80 y desde entonces ha revolucionado muchas empresas a nivel mundial, desde corporaciones hasta pequeños negocios, ya que permite que las empresas alcancen mejores niveles financieros al conseguir mayor EFICIENCIA y EFICACIA como consecuencia de delegar en terceros, especializados,  el manejo de determinados procesos de los negocios.

¿Qué procesos se deben subcontratar?

Si bien la subcontratación debe utilizarse para apoyar la gestión del negocio, no todas las áreas y/o procesos de tu empresa son convenientemente tercerizados.

Las áreas que pueden pasar a outsourcing sin problema, son todas las relacionadas a actividades de apoyo que no comprometan la toma de decisiones del negocio. Entre ellas cabe mencionar:

  • Contabilidad y Finanzas: En estas áreas se necesita de personal altamente especializado que sepa trabajar con datos, que conozca de todo tipo de legislación relacionadas.
  • Marketing: Se suele tercerizar esta área debido a que hay empresas especializadas en esta actividad, con personal altamente calificado, además de que los costos se reducen cuando tienes un equipo de proveedores que se encargue del marketing de tu empresa.
  • Administración de Recursos Humanos:  En lo relacionado a los procesos de reclutamiento, selección y pagos de nóminas.
  • Actividades secundarias: Como la limpieza, la seguridad, el abastecimiento de papelería, el manejo de eventos, entre otros muchos más.
  • Logística

En cuanto a las áreas de la empresa cuyos procesos no deben pasar a tercerizarse, son:

  • La administración de la planificación estratégica
  • La tesorería
  • El control de proveedores
  • La administración de calidad
  • Servicio al cliente

4 Ventajas de la Subcontratación

Si bien los beneficios de la subcontratación varían dependiendo de la situación financiera y el mercado de cada empresa, todos lleva a una meta: lograr su EFICIENCIA, por cuanto la subcontratación ofrece diversas soluciones a todo tipo de negocios.

Sin embargo, si tuviéramos que puntualizar algunas de sus ventajas, considero que pudieran resumirse en las 4 siguientes:

1 Ahorro de costos

Mediante la delegación de procesos específicos, se pueden reducir los costos asociados al personal que se subcontrata, por cuanto estos, y sus insumos los asume el propio subcontratista y/o la empresa subcontratada.

Adicionalmente dada la amplia experiencia que tienen, los contratistas tienen la capacidad de ofrecer sus servicios a precios por debajo de lo que le costaría a la empresa que emplea el servicio hacerlo por sí misma.

2 Capacidad especializada

Bien dice el dicho, zapatero a sus zapatos. A través de la subcontratación del personal idóneo, con experiencias demostradas, nuestra empresa puede asegurar disponer de profesionales calificados con las competencias específicas requeridas para el desarrollo de actividades particulares.

3 Uso optimizado de los recursos

Como sabemos los recursos con los que cuenta la empresa son limitados y es responsabilidad de la dirección del negocio optimizar su uso. Muchas veces, las empresas no tienen la capacidad técnica para realizar ciertas tareas, lo que ocurre bien por desconocimiento de los procesos productivos o por no poseer los equipos técnicos o recursos necesarios para realizar las actividades. La subcontratación le brinda a las empresas la posibilidad de emplear sus recursos en realizar las tareas que sabe hacer y que se requieren para aumentar la rentabilidad y delegar las demás.

4 Desarrollo optimizado de los procesos

Gracias a la subcontratación, es posible optimizar los procesos internos que las empresas desarrollan, con el objetivo de que las tareas que no son esenciales dejen de ocupar a la empresa. A través de esta optimización de procesos, se logrará que  la empresa centre sus esfuerzos en sus principales actividades.

Si bien todas las ventajas señaladas, son de interés para cualquier empresa, indudablemente el hecho de que la subcontratación garantice a las empresas pagar solo por el recurso que requiere, cobra particular importancia en la actualidad, por cuanto permite que los negocios optimicen sus estructuras de costos y gastos, al convertirse en organizaciones dinámicas y eficientes.

Espero que este artículo te resulte de utilidad y si deseas identificar, que necesitas mejorar u optimizar en tu empresa y por ende en que áreas debes considerar subcontratar, te invito a descargar la guía de autodiagnóstico gratuito, en el siguiente enlace.

“En el mundo empresarial, un ejecutivo sabe algo acerca de todo, un técnico sabe todo acerca de algo”.

Harold Coffin

Sharing is caring!